Viernes 21 de Septiembre del 2018 - 06:28

Tailhade sobre el macrismo: “Son eficientes para el delito, eso es lo que les ha permitido ser millonarios”

Los diputados del FpV-PJ, Rodolfo Tailhade y Martín Doñate, denunciaron el 10 de enero al Ministerio de Energía , Enarsa y al Banco Nación por tráfico de influencias e información privilegiada desde el Estado para que el grupo Macri -a través de las empresas Sideco, Sidsel y Sideli- pudiera efectuar una compraventa de seis parques eólicos que le dejó una ganancia de casi 50 millones de dólares.

En comunicación con Radio Caput, el diputado Tailhade echó luz sobre la red de empresas que están implicadas en las diferentes compraventas irregulares de los seis parques eólicos. En agosto de 2016 se efectivizó la creación de cuatro sociedades por parte de la familia Macri entre ellas Sidsel y Sideli, empresas que en septiembre del mismo año concretaron la compra a Isolux (grupo español) por 25 millones de dólares de los primeros cuatro parques eólicos.

La empresa española, en octubre de 2016, había ganado la licitación de los parques, aunque según cuenta Tailhade, fue cuestionada por el ministro de energía, Juan José Aranguren, en función de los antecedentes de quiebra que posee en el resto del mundo y además el no cumplimiento del compromiso asumido en la licitación de 2009 que hacía referencia a las inversiones en dichos parques. “Seguramente hubo una orden de arriba para que efectivamente se le dieran esos dos nuevos parques a Isolux” dijo y agregó: ”Claramente hay una orden superior: arriba del ministro está el presidente de la Nación, así que no tengo ninguna duda de que la orden viene de ahí. Él es el que decide poner el Estado a disposición de su familia para que concrete negocios millonarios, pasó con el Correo Argentino y con MacAir”.

Por otro lado, el diputado agregó que en marzo de 2016 el Grupo Macri creó una sociedad llamada Parques Eólicos de Miramar S.A., la cual recibiría los parques de miramar siete meses después de que Isolux consiguiera la licitación de los mismos. “Desde el primer momento sabían que el Estado, desde sus estructuras, le ganatantizaba que tarde o temprano el parque eólico de Miramar iba a quedar en manos de ellos, por eso crearon con este mismo nombre una sociedad siete meses antes de la transferencia” explicó Tailhade.

A fines de 2017 se consolidó la concesión de seis parques eólicos en manos del grupo Macri. Luego de unos meses fueron revendidos cinco de los parques a una empresa china -Goldwin- en 33 millones de dólares y uno en 40 millones de dólares a una empresa del dueño de Banco Macro, Jorge Britos, llamada Genneia.

El diputado del FpV-PJ resume: “Compraron seis parques eólicos a 25 millones y los revendieron en 73 millones. Con lo cual se registra una ganancia de 48 millones en pocos meses con el agravante de una actuación ilegal del Estado”.

La denuncia señala dos irregularidades, la primera apunta al Ministerio de Energía, a Enarsa y al Banco Nación. Los mismos dieron su aprobación siendo que la empresa que cedía los parques (Isolux) estaba en incumplimiento de sus compromisos de licitación. “Sólo en uno de los parques puso algo parecido a la inversión que prometía. En esa situación irregular aprobaron la venta a una empresa que tenía veinte días de vida” completó el legislador.

Por otro lado, la segunda irregularidad que se perpetró fue en la licitación porque “Isolux se desprendió de todos los parques eólicos y veinte días después se presentó para conseguir dos parques nuevos” cuenta Tailhade.

Además el diputado advierte que también debe ser investigada la venta de los activos a las empresas Goldwin y Genneia ya que en su opinión existe un “comportamiento mafioso de un grupo económico que impuso a otro a comprar este tipo de parques con una diferencia de casi 50 millones de dólares”.

Finalmente reflexionó: “Así hacen negocios estos señores. Después nos quieren hacer creer en ese verso de que fueron empresarios exitosos .En realidad son unos grandes inútiles pero son muy eficientes para el delito, eso es lo que les ha permitido ser millonarios”.

Fuente: Caput